Pesoz

El pasado “puente de carnaval” todos los seminaristas tuvieron unos días de convivencia fraterna divididos por etapas.

Del 24 al 28 de febrero, los seminaristas de primer y segundo curso, junto con el formador, viajaron en peregrinación al Santuario de Fátima, en Portugal, con algunas parroquias de la diócesis. De Fátima se quedan con la experiencia de fe y oración, vivida y compartida con otros jóvenes, pese a la comida y a las pocas horas de sueño. Rubén, de primero, destaca que “fue una experiencia increíble y única, poder verse reflejado en otros jóvenes, fomentar y compartir la vida en oración y aumentar mi devoción a María”.

Los seminaristas que se quedaron en Asturias, se desplazaron a Pesoz con D. Jesús, nuestro Arzobispo y el rector del seminario los días 26 y 27 de febrero. Allí adelantaron la campaña del seminario, dando testimonio en alguna de las Eucaristías y compartiendo dos días fraternos con la gente del pueblo y su sacerdote D. Sergio Santa. Debido a las inclemencias del tiempo, la ruta de montaña que tenían programada por el entorno de Pesoz, se convirtió en visita cultural al Palacio de Monteserín (antiguamente Palacio de Ron), edificio del s. XVII catalogado como Bien de Interés Cultural, en el que residen habitualmente  dos feligresas del pueblo, que excepcionalmente les abrieron las puertas de su casa. Este tipo de experiencias fomenta la convivencia entre los seminaristas en un ambiente distinto al que viven habitualmente.

 

fátima 2